¿Quién es responsable?

Por Sebastián Premici
Advance (filial de Telefónica), Telecom, Prima (Ciudad Internet-Grupo Clarín) e Impsat, empresas proveedoras de Internet conectadas al NAP (National Access Point) de CABASE, decidieron reducir su ancho de banda por razones comerciales. Esto se tradujo en las bajas velocidades de interconexión o imposibilidad de conexión de las últimas semanas. Sebastián Bellagamba, Presidente de CABASE, aclaró que "se les pidió a las grandes empresas que mantengan capacidad suficiente mientras solucionan las diferencias comerciales"

En las últimas semanas los usuarios de Internet sufrieron problemas en el servicio de ciertas rutas nacionales, con bajas velocidades de interconexión o imposibilidad de conexión. Varias fueron las versiones que pulularon por distintos medios y pasillos. Muchos fueron los cuestionamientos realizados a la Cámara Argentina de Bases de Datos y Servicios en Línea (CABASE), organismo que nuclea a empresas de telecomunicaciones y proveedores de servicios en línea e Internet. Ayer se distribuyó un comunicado informando que la responsabilidad por los problemas en la red fueron provocados porque las empresas Advance (filial de Telefónica), Telecom, Prima (Ciudad Internet-Grupo Clarín) e Impsat decidieron reducir la capacidad de sus enlaces al NAP CABASE, ya que dicen sentirse perjudicadas por el libre intercambio de tráfico en el NAP.

Desde 1998, una parte importante del tráfico de Internet de Argentina cursado entre proveedores transita a través del NAP CABASE, una instalación donde todos los proveedores de Internet se interconectan gratuitamente en un solo punto para intercambiar tráfico originado en un proveedor y terminado por otro. Por este punto pasa el 95 por ciento del tráfico de la web, unos 5 millones de usuarios. Las empresas que redujeron su ancho de banda dicen sentirse perjudicadas económicamente.

Actualmente, los socios de CABASE están trabajando para formular políticas de intercambio de tráfico distintas, que sean del interés de las empresas disconformes. ¿Aumentarán los abonos de Internet? ¿Es legítimo que las empresas decidan reducir la calidad en sus servicios adjudicando que son decisiones de índole política comercial?

Por su parte, la Subsecretaría de Defensa del Consumidor de la Nación está analizando si puede intervenir en el conflicto. Sin embargo, fuentes del organismo aseguraron que el equipo técnico de la Subsecretaría debe primero estudiar si el tema es de su competencia, ya que aseguran que "aparentemente recaería en la jurisdicción de la Secretaría de Comunicaciones"; luego intentarían interceder.


Más información: www.cabase.org.ar.

Comentarios

Comparte tu opinión con los lectores