Cuidar a las personas talentosas, la clave del éxito del desarrollo de software

La opinión de Javier Minsky, CEO de Virtualmind

En Argentina, desde hace dos décadas, la industria del software crece a pasos agigantados. Basta con consultar el último documento sobre la situación y evolución del sector presentado por el Observatorio Permanente de la Industria del Software y Servicios Informáticos (OPSSI), iniciativa de la Cámara de Empresas de Software y Servicios Informáticos de la República Argentina (CESSI), donde se destaca en primer lugar el aumento del 28,3% del volumen de ventas en pesos durante 2017, a lo que también se suma un incremento de los ingresos desde el exterior en dólares en un 26,5%, récord histórico de casi 1.700 millones.

Gran parte de la responsabilidad del crecimiento de la industria del software la tiene su personal calificado, y si bien en el último año el empleo en el sector aumentó un 3,5%, cada año unos 5.000 puestos de trabajo quedan sin ser cubiertos en el sector –sostiene un relevamiento de la Fundación Observatorio Pyme-.

Siguiendo con los datos aportados por el OPSSI, al momento de encontrar a estos talentos, el perfil más demandado el pasado año fue el de desarrollador de software, cuyo perfil Senior fue el más difícil de cubrir en el 80% de las compañías que lo necesitaron.

No alcanzan los profesionales de Sistemas del país para abastecer la demanda de las empresas y de la industria, es por ello que creemos en la importancia de reclutar y cuidar a los desarrolladores de software más talentosos, alentando su formación y crecimiento.

Priorizar la capacitación de los profesionales con la certificación correspondiente que avale su especialización y perfeccionamiento, tiene que ser parte de los beneficios que cualquier empresa debería ofrecer a sus profesionales. Esto es algo que practicamos en pro del crecimiento profesional del personal.

Como creemos que todo proyecto tiene su particularidad, y que las áreas deben trabajar conectadas complementando conocimientos y experiencias, la realización de las actividades que fomentan el trabajo en equipo, cursos de liderazgo y coaching entre otros, es parte de nuestra filosofía. Los números hablan por sí solos, el 74% del equipo de Virtualmind está compuesto por profesionales universitarios y aproximadamente el 80% tiene más de 10 años de experiencia en el mercado.

En 2017 el promedio de rotación del personal fue del 19,23%, es decir, más baja que el promedio de la industria (27,2%). La fórmula es simple: equipos sólidos y colaborativos, y un espacio de trabajo motivante en el que los desarrolladores encuentren desafíos y entusiasmo en cada proyecto.

La clave para revertir el vacío de profesionales en estas áreas es cuidar a los profesionales que ya están insertos en el sector, darles facilidades, comodidades, herramientas y principalmente, incentivarlos hacia la permanente superación con proyectos creativos e innovadores. Pero además, no dejar de fomentar el interés por la formación en áreas técnicas, como por ejemplo el desarrollo de software, que tanto se necesita para seguir aportando a la economía del país, ya que según CESSI, en 12 años la industria del software podría crear medio millón de puestos de trabajo.

(*) Javier Minsky: CEO de Virtualmind


Comentarios

Comparte tu opinión con los lectores