¿En Argentina está preparada la infraestructura para soportar 5G?

Escribe Luiz H Zimmermann Felchner, Gerente de Ingeniería de Soluciones – Furukawa Electric LatAm

Se estima que durante la próxima década el tráfico de datos aumentará entre 10 y 100 veces, así como el crecimiento de la cantidad de dispositivos, servicios y la demanda de una mejor experiencia por parte del usuario que requerirán soluciones innovadoras. La población en Argentina alcanza cerca de 44 millones de personas y se estima una base de 48 millones de líneas de telefonía celular, según 5G Américas.

Cuando se implemente 5G en Argentina, se deberá tener en cuenta además de las personas conectadas, los sistemas de transporte, la seguridad, IoT, M2M, entre otras; es decir una gran variedad de servicios que estarán a disposición de forma on-line.

El gran desafío está en contar con una infraestructura que permita el nuevo enfoque tecnológico 5G, trabajar con M2M, IoT, autos conectados, entre otros sistemas. Para esto es fundamental tener una red de excelente ancho de banda, velocidad, capacidad de conexión, capilaridad y lo más importante baja latencia.

Se requerirán despliegues de gran complejidad con un mayor número de estaciones base y equipos de radio en las instalaciones públicas del área, como por ejemplo postes de luz. Otro reto serán los enlaces de conexión 5G entre las celdas, micro celdas y la central que combinarán redes de fibra óptica e inalámbricas.

¿En Argentina está preparada la infraestructura para soportar 5G? ¿Qué hace falta?

En Argentina aún faltan definiciones sobre espectro de bandas altas, medianas y bajas que son necesarias para atender los diversos tipos de conexiones que el 5G requiere. Por supuesto para hacer frente a esto será necesario una inversión considerable en fibras ópticas para apoyar las micro celdas de 5G y garantizar la latencia necesaria a los nuevos servicios. Una forma de reducir la inversión en fibra óptica es compartir la infraestructura o utilizar sistema con tecnología punto-multipunto como el G-PON. No podemos olvidar también que existe una resistencia de la sociedad ante la implementación de las antenas necesarias para un servicio adecuado de 5G.

¿La legislación local acompaña este desarrollo y crecimiento?

Si bien hay movimiento en el desarrollo de legislación y estandarización, es aún modesto para un país como Argentina que está cuarto en cantidad de población en la región América Latina. Lo más importante es que el camino está abierto; el Ente Nacional de Espectro (ENACOM) determinó la liberación del espectro de 512-698 MHz para los proveedores de TV. Esto va dela mano con la perspectiva de uso del espectro de 614-698MHz para el servicio celular en toda la región América Latina y Caribe. Esperamos que con la salida de la crisis se pueda hacer los avances necesarios de forma más rápidos efectiva en Argentina.

Si miramos un poco afuera de Argentina, tomando como base América Latina, vemos que el 2019 significó un gran avance para 5G. Se realizaron 30 pruebas en Brasil, Chile y Perú; que representan un 60% de los ensayos realizados en la región.

(*) Luiz Henrique Zimmermann: Gerente de Ingeniería de Aplicaciones en Furukawa Latam


Comentarios

Comparte tu opinión con los lectores